Subestaciones Eléctricas

¿Qué son las subestaciones Eléctricas?

Las Subestaciones Eléctricas es una instalación encargada de transformar la tensión, frecuencia, número de fases o conexiones de dos o más circuitos. Están ubicados cerca de las centrales eléctricas, en la periferia de las áreas de consumo o dentro y fuera de los edificios.

Existen dos tipos de subestaciones:

Subestación Transformadora: Convierten el voltaje de la energía eléctrica a través de uno o más transformadores. Puede ser boost o buck.

Subestación de conmutación. Conectan dos o más circuitos y realizan sus operaciones. En este tipo de subestación no se convierte la tensión.

El elemento principal de las subestaciones eléctricas es el transformador que se encarga de modificar la tensión de la energía eléctrica mediante el aumento de la intensidad y la potencia constante.

SUBESTACIONES QUE ELEVAN Y REDUCEN

Subestación Elevadoras  Aumentan el voltaje generado de medio a alto o muy alto para poder transmitirlo. Están al aire libre, cerca de la central eléctrica. La tensión primaria del transformador suele estar entre 3 y 36 kV. La tensión secundaria del transformador está determinada por la tensión de la línea de transmisión o línea de interconexión (66, 110, 220 o 380 kV).

Subestación reductora Reducen la presión alta o muy alta a presión media para su posterior dosificación. La tensión primaria del transformador depende de la tensión de la línea de transmisión (66, 110, 220 o 380 kV). La tensión secundaria del transformador depende de la tensión de la línea de distribución (entre 6 y 30kV). 

Razones de distribución

Existen dos razones técnicas que explican por qué el transporte y la distribución en energía eléctrica se realizan a tensiones elevadas, y en consecuencia, por qué son necesarias las subestaciones eléctricas:

Debido al efecto Joule, la pérdida de potencia que se produce en un conductor por el que circula corriente es proporcional a su valor (fórmula de potencia). La energía eléctrica transmitida en la red es proporcional a su valor de tensión e intensidad: (P=V*I) Por tanto, cuanto mayor sea el valor de la tensión, menor deberá ser la intensidad para transmitir la misma potencia, y por tanto menores las pérdidas por efecto Joule. Además de los transformadores, las subestaciones están dotadas de elementos de maniobra (interruptores, seccionadores, etc.) y elementos de protección (fusibles, interruptores automáticos, etc.), que juegan un papel fundamental en el mantenimiento y operación de las redes de distribución y transporte.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *